¿HAS PERDIDO TUS DETALLES?

5 problemas a los que se enfrenta un emprendedor

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...
por / Martes, 06 marzo 2018 / Publicado enEmprendedores

clientes

Puede que este título suene negativo, pero nada más lejos de la realidad. De hecho, conocer estos 5 problemas a los que se enfrenta un emprendedor nos ayudará no solo a definir mejor nuestra estrategia, sino a tener localizados esos obstáculos que puedan surgir y que nos permitirán replantearnos la jugada.

No hay meta

Las ideas fluyen en una pizarra y la tormenta se desata. Sí, tienes grandes pretensiones, las desarrollas como bien puedes pero al final del camino… ¿qué hay al final del camino? La falta de una meta concreta se ha convertido en un problema infravalorado pero sumamente importante a la hora de emprender un proyecto que necesita quedar cerrado si buscamos un enfoque concreto y encaminarnos a un objetivo.

Los impuestos

Con un 21% de IVA y unas cuotas de autónomos que aumentan progresivamente, los emprendedores españoles se las ven y desean para sacar adelante un negocio. Una problemática debido a la inversión inicial y unos beneficios que llegan poco a poco, a cuentagotas, sin poder disfrutar de ellos debido a las cantidades de dinero a pagar mensualmente.

Una mala comunicación

Tienes el proyecto y es bueno pero… ¿quién lo conoce? En un mundo en el que Internet define las estrategias de comunicación y marketing de cada marca, saber aprovechar los canales de difusión apropiados tales como redes sociales, boletines de noticias o listas de suscriptores es vital a la hora de crear una necesidad y, de esta forma, a traer a esos seguidores potenciales y convertir leads en futuros clientes.

Miedo al fracaso

Todo proyecto comienza con mucho entusiasmo, pero a medida que pasa el tiempo y las cosas no marchan como esperamos, la nube se desinfla y la esperanza se desparrama por el suelo. El miedo al fracaso, al igual que la falta de una meta, pueden ser vistos como obstáculos “menores” en la trayectoria de un emprendedor de forma errónea. De hecho, ambos factores determinan tanto el desarrollo como la consagración final de toda aventura emprendedora.

¿Y la constancia?

El miedo al fracaso nace de la falta de constancia. Y es que la competencia es mucha y tu paciencia se acaba consumiendo cuando ves que no consigues los resultados esperados. Aún así, párate a pensar. Muchas empresas no despegaron hasta su tercer año en el mundo, algunos cerraron marcas y fundaron otras… Todo forma parte de un aprendizaje si bien, siempre que tengas claro el objetivo, ser perseverante es básico a la hora de obtener resultados.

 

Etiquetado bajo: ,
SUBIR